Endodoncia

Este procedimiento es necesario cuando las bacterias que viven en la boca invaden el diente, que por lo general ocurre cuando una persona tiene caries en los dientes, un empaste filtrado o cuando sus dientes se dañan después de un accidente.
Si las bacterias dañinas quedan atrapadas dentro del diente y comienzan a multiplicarse, el dentista puede decidir extraer el diente infectado o eliminar la sustancia del sistema de conductos radiculares mediante la realización de este procedimiento.
Aunque se considera una de las formas más dolorosas de la odontología, este tratamiento no debería, de hecho, causar ninguna molestia a los pacientes debido a que se realiza bajo anestesia.
Durante el tratamiento del canal radicular, un médico cualificado elimina la pulpa, limpia el conducto radicular y reemplaza el tejido del diente perdido con una corona artificial para evitar que el problema se agrave con el tiempo.
El procedimiento generalmente solamente se requiere cuando está claro que el tejido duro se ha dañado por una infección bacteriana, con síntomas que incluyen dolor al consumir alimentos y bebidas, calientes o fríos, dolor al masticar y una sensación de flacidez en el diente.
Aunque estos síntomas desaparecen después de algún tiempo, es importante asistir a una consulta dental ya que los efectos secundarios pueden aparecer y empeorar la situación. Algunos pacientes pueden experimentar hinchazón facial, supuración del diente afectado o inflamación de las encías.
Las personas que mantienen su salud oral a través de una rutina efectiva podrían mantener su diente natural por un período de tiempo más largo después del procedimiento. que aquellos con los dientes y las encías poco saludables.

Que opinan nuestros pacientes

 

Tu clínica dental en la Línea de la Concepción

+ 34 956 176 878

info@ibludental.com

Avenida de España, Calle Dr. Villar, 22 esquina 11300 La Línea de la Concepción – Cádiz.

Idiomas »
WhatsApp chat